Cómo hacer una mascarilla casera según los CDC de EE.UU

por Alexander González Palencia, MD


Publicado: 2020-04-27 22:20:31



Teniendo en cuenta que el SARS COV2 (COVID-19), el virus puede propagarse entre personas que interactúan muy cerca entre sí, por ejemplo, al hablar, toser o estornudar, incluso si esas personas no muestran síntomas. Los CDC recomiendan usar cubiertas de tela para la cara en entornos públicos donde sea difícil mantener otras medidas de distanciamiento social de 2 metros de otra persona o cuando se viaja en transporte público, si eres un trabajador clave, o si tienes que ir al supermercado o a la farmacia, especialmente en áreas de transmisión significativa en la comunidad, para desacelerar la propagación del virus y evitar que quienes puedan tener el virus sin saberlo lo transmitan a otras personas.

 

Aquí te damos las recomendaciones, la manera y enseñanza para hacer dos mascarillas de forma sencilla siguiendo las recomendaciones del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos.

 

Primera opción: Es muy simple, no necesitas ni hilo, ni aguja ni máquina de coser. La puedes hacer con una camiseta vieja, cuanto más grueso sea el tejido de algodón mejor.

  1. Corta la parte de abajo para que te quede un rectángulo de más o menos 30 cm de alto.
  2. Luego dobla la parte de abajo hacia la mitad, haz lo mismo con la parte de arriba, repite el paso y  alisa con la mano.
  3. Después pon en cada lado una banda elástica y dobla cada parte hacia el centro, y ¡Listo!

 

Segunda opción: Es un poquito más elaborada pero también fácil de hacer.

 

Materiales: Algodón de 600 hilos, franela (de pijama o similar), paño de cocina.

  1. Necesitas cortar dos rectángulos de algodón de 25 cm x 15 cm, debe ser un algodón tejido grueso, fíjate que sea una tela de trama cerrada, pero también es importante que no sea muy rígida para que te resulte cómoda y te permita respirar.
  2. Luego con la máquina de coser  le haces un dobladillo de más o menos medio centímetro en los lados más largos y uno de 1.25 cm a los costados, si no tienes máquina de coser  también lo puedes hacer manualmente con agujas e hilo, ya que es una superficie muy pequeña para coser.
  3. Pasa un elástico, goma o un cordón de zapato, y si no tienes en casa, puedes usar una tira de sostén viejo en cada uno de los lados, haces un nudo, lo empujas para que quede dentro y ¡Listo!

 

Resulta importante que las mascarillas te las debes poner de modo que te cubran la nariz y la boca, y antes de hacerlo debes lavarte  bien las manos y una vez puesta no cometer el error de empezar a tocarla, luego cuando la vayas a retirar debes tener cuidado de no tocarte la cara, los ojos, la boca ni la nariz y volver  a lavarte las manos.

 

Estás mascarillas tiene que lavarse o limpiarse con regularidad después de usarlas, según la frecuencia de uso, entonces la puedes poner en el lavarropa o también la puede dejar en remojo unos 2 minutos con agua caliente, jabón y detergente, y después ponerla a secar. Cuando no las estés usando, las guardas en una bolsa de papel cerrada o en una caja pero que no sea hermética para que pueda respirar. Otra cosa muy importante es que las cubiertas de tela para cara no se deberían usar en niños menores de 2 años ni en personas con problemas respiratorios o que estén inconscientes, incapacitadas o que no sean capaces de retirarlas sin ayuda, garantizando así su seguridad.

 

Alexander González Palencia MD.

Médico General

Universidad Cooperativa de Colombia (UCC)

 

Visita el perfil de Alexandar González